Rosewood San Miguel de Allende celebra 11 años

México. En marzo de 2011, y bajo el distintivo sello de Rosewood Hotels & Resorts, abrió sus puertas Rosewood San Miguel de Allende con la visión de brindar a sus huéspedes una exclusiva experiencia de descanso impregnada por la cultura, las tradiciones y el estilo de vida de este icónico destino del centro de México. Hoy, al celebrar 11 años de crear grandes historias y momentos únicos, Rosewood San Miguel de Allende reúne a aquellas 11 experiencias que lo han destacado a través del tiempo y que han impulsado su posicionamiento como uno de los mejores hoteles del país.

Desde su apertura, Rosewood San Miguel de Allende se ha dedicado a crear un rico programa de experiencias curado por expertos en diversas áreas e inspirado en la naturaleza, la gastronomía, el arte y el descanso que no solo enriquecen la estancia del huésped al brindar una profunda inmersión en la cultura local, sino que además se han logrado concertar genuinas conexiones con la comunidad y con el entorno. En celebración a una trayectoria llena de grandes experiencias, miembros de todas las áreas del hotel se dieron a la tarea de seleccionar aquellas que, a lo largo del tiempo, permanecen como las más especiales y que son imperdibles para quienes visiten Rosewood San Miguel de Allende:

  1. Disfrutar de un atardecer con vista panorámica del centro de la ciudad en las Sunset Sessions de Luna Rooftop Tapas Bar a través de sus experiencias semanales que exaltan los sentidos con creativos cocteles de bartenders invitados, música de DJ y especiales de gastronomía enmarcados con la cautivadora vista de este elevado espacio.
  2. Energizarse con una divertida clase de acondicionamiento físico o yoga sobre el agua en la alberca al aire libre del hotel. Float Fit es una forma única de hacer ejercicio en una tabla flotante que mejora el equilibrio, la fuerza y la concentración.
  3. Volver al origen y reconectar con la Tierra en un tour por el rancho Vía Orgánica en donde los huéspedes conocerán acerca de los diversos proyectos sustentables de este espacio y recolectarán ingredientes de sus hortalizas que serán preparados en una clase de cocina al aire libre, al volver al hotel.
  4. Cocinar junto al chef del hotel con ingredientes orgánicos y frescos en una clase de cocina con vista a la Parroquia de San Miguel Arcángel. Una experiencia culinaria excepcional para aquellos interesados en conocer los secretos de la auténtica cocina mexicana y sus técnicas tradicionales que concluye con una comida campestre complementada con cocteles artesanales y vinos mexicanos.
  5. Descubrir las milenarias tradiciones de sanación de la cultura otomí al elegir alguno de los tratamientos de Sense, A Rosewood Spa® inspirados en las fases de la luna los cuales invitan a sus visitantes a adentrarse en un estado de serenidad absoluta y a reconectar cuerpo, mente y espíritu.
  6. Sumergirse en las tradiciones locales y aprender a hacer una mojiganga en una clase guiada por artesanos expertos. Esta experiencia cultural invita a los visitantes a cruzar las puertas de uno de los talleres más tradicionales de San Miguel de Allende. Curada por el maestro artesano Hermés Arroyo, la actividad comparte con los huéspedes la historia y el significado de las mojigangas mientras los guía en la elaboración de éstas alegóricas figuras de papel maché.
  7. Experimentar el elevado nivel de lujo y privacidad de las Residencias Rosewood dispuestas a lo largo de un camino empedrado con faroles y balcones de hierro forjado. Las residencias son el lugar ideal para disfrutar de un escape en familia o con amigos pues cuentan con todas las comodidades de un hogar bajo el servicio personalizado del dedicado staff del hotel.
  8. Recorrer la ciudad a caballo para descubrir la historia detrás de las cantinas más emblemáticas del destino con la experiencia “Tour de Cantinas Rosewood”. Una aventura que se percibe como un viaje en el tiempo y que contará los secretos de estos espacios de antaño.
  9. Saborear el mejor brunch de la ciudad en el Restaurante 1826 y perderse entre sus diversas estaciones de comida tradicional mexicana y su coctelería artesanal. El ya famoso brunch de los domingos de Rosewood San Miguel de Allende es la mejor manera de despedir la semana en familia o con amigos.
  10. Sobrevolar el cielo de San Miguel de Allende con una experiencia personalizada de vuelo en globo aerostático. No hay una manera más intrépida de recorrer la ciudad que hacerlo desde las alturas para percibir todo su encanto.
  11. Celebrar las más arraigadas festividades de México como el Día de la Independencia y el Día de Muertos al estilo de Rosewood San Miguel de Allende rindiendo homenaje a la cultura y tradiciones del país con verdaderas fiestas llenas del folclore y de la alegría que caracterizan a México.

“Celebrar 11 años en este increíble destino nos emociona mucho. A lo largo de este camino, hemos puesto especial empeño en resaltar las tradiciones e historia de México a través de la búsqueda constante de nuevas propuestas que no solo enriquezcan la experiencia de los huéspedes sino que generen un beneficio tangible para la comunidad. Juntos hemos dedicado grandes esfuerzos a perfeccionar la calidad en el servicio para crear estancias inolvidables. Mirar atrás y recordar lo que con el tiempo hemos alcanzado, nos inspira a seguir adelante reconociendo el esfuerzo de nuestro equipo por elevar al nivel máximo los estándares de hospitalidad y brindar experiencias memorables a nuestros huéspedes”. – expresó Alfredo Rentería, Director General de Rosewood San Miguel de Allende.

Further Reading
Selina es la primera cadena de hoteles en ser 100% carbono neutro

Además de una estancia con múltiples opciones de entretenimiento Rosewood San Miguel de Allende refleja en cada uno de sus espacios el aire ancestral de este rincón de México. Sus 67 habitaciones son un lujoso refugio para el descanso, mientras que su colección de residencias dispuestas a lo largo de un camino empedrado ofrecen una estancia de elevada privacidad. Los sabores de México pueden disfrutarse al máximo a través de las experiencias gastronómicas creadas por el chef ejecutivo Vincent Wallez mientras que la diversidad de espacios culinarios invita a los huéspedes a compartir grandes momentos inmersos en paisajes coloniales. Su reconocido Sense, A Rosewood Spa® brinda experiencias sublimes de bienestar a través de una combinación de tradiciones curativas locales con ingredientes indígenas para alcanzar una serenidad absoluta y reconectar cuerpo, mente y espíritu.

Fuente. Periódico Digital Centroamericano y del Caribe

CMI
Irtra

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Scroll to top
Close