La magia de Soroa en Cuba

Cuba. Soroa constituye uno de los más atractivos centros de recreación de naturaleza en Cuba, desde hace muchos años, debido a un orquidiario y al perfecto entorno colorido que le distingue.

Voceros del Ministerio del Turismo (Mintur) de este país, incluso recuerdan además que este lugar es conocido como El Arcoíris de Cuba debido a sus cromatismos e impacto natural.

Perteneciente a la cadena Horizontes Cubanacán, el centro de 107 trabajadores posee una parte extra-hotelera con opciones de fama como el salto de agua y el mencionado orquidiario.

Este último punto, constituye una verdadera belleza. Soroa además comprende dos bares, restaurante y tres casas.

Completan sus propuestas senderos de interpretación de la naturaleza. En tanto, la porción intrahotelera, dotada de 49 cabañas, piscina, bar y restaurante, es un verdadero recodo en el camino.

Sus huéspedes, de preferencia, siempre llegaron del Reino Unido, Italia, Alemania y Países Bajos, motivados por apreciar uno de los mayores jardines de orquídeas de América Latina, complementado con más de 100 especies de aves entre residentes, endémicas y migratorias.

Se trata de un paisaje natural de superlativa hermosura, considerado Reserva de la Biosfera del occidente cubano.

Soroa obtiene su nombre de dos hermanos españoles, Lorenzo y Antonio Soroa Muñagorri, que a esos lugares llegaron por el 1856, con la ilusión de hacer fortuna.

Adquieren en ese lugar el cafetal La Merced, más tarde compran los Neptuno, San Luis y San Ramón de Aguas Claras, hecho que motivó que al paso de los años la zona se nombrara con el apellido de los propietarios.

Pero no se hizo famosa la región gracias a los hermanos Soroa, sino a la abrupta naturaleza que provocó la visita de muchas personas. La historia local también tiene vínculos con la guerra de independencia contra el colonialismo español (siglo 19).

Soroa se encuentra en los límites de las elevaciones montañosas de la Sierra del Rosario, a unos 70 kilómetros al oeste de Pinar del Río, perteneciente a la Cordillera de Guaniguanico, del municipio Candelaria en la provincia de Artemisa (la cordillera).

Cuenta con un pequeño valle que forma el Río Manantiales, principal afluente del Bayate y exhibe un Salto que alcanza 22 metros de altura. Este salto provocado por el Río Manantiales es una de las maravillas de la geografía cubana.

Famoso desde el siglo 17 por su hermosura, es conocido también como el Arcoíris de Cuba y entre las variedades está el Castillo de las Nubes, remodelaron de cara al turismo.

En 1940 se levantó ese Castillo, edificación de estilo medieval que se alza en la loma de El Fuerte, mandada a construir por el hacendado Antonio Arturo Sánchez Bustamante, sin reparo de costos, muy cerca del Mirador del lugar.

El Mirador es una elevación, a 250 metros sobre el nivel del mar, balcón por excelencia desde el que se obtiene una de las mejores vistas de las Sierra del Rosario y de los Órganos.

Fuente: PL.

Nestle
Irtra
CMI

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll to top
Close