Banco de Alimentos de Costa Rica celebra 10 años

Costa Rica. Según la Encuesta Nacional de Hogares de diciembre de 2021, 376.776 personas viven en pobreza extrema, indicador que evidencia que los ingresos de estas personas no son suficientes para cubrir el costo de la canasta básica alimenticia, mientras que 974.892 viven en situación de pobreza.

Desde hace 10 años, esta ha sido la razón de ser del Banco de Alimentos, una organización sin fines de lucro, dedicada al rescate de alimentos y productos de primera necesidad, los cuales son distribuidos entre poblaciones en situación de pobreza, vulnerabilidad o exclusión social, y que durante sus 10 años de existencia ha logrado entregar más de 16.918 toneladas de alimentos a familias y personas en todo el territorio nacional.

La institución beneficia mensualmente a más de 40.000 personas en condición de pobreza o vulnerabilidad social, gracias a la alianza con las más de 317 organizaciones no gubernamentales (ONG) inscritas al Banco como Centros de Cuido infantil, Albergues, Centros de Rehabilitación, Hogares de Ancianos, entre otros.

“En el Banco de Alimentos de Costa Rica, estamos muy orgullosos de los logros alcanzados en estos 10 años, sabemos que miles de familias pasan hambre en Costa Rica día con día, esta es nuestra principal motivación para seguir trabajando arduamente contra el hambre; esperamos que al igual que nosotros la sociedad costarricense se vincule con la causa y tanto empresas como personas quieran sumarse con donativo y/o voluntariado, para así luchar por erradicar el hambre», comentó Francia Linares Orozco, Directora Ejecutiva.

El Banco de Alimentos trabaja a través de organizaciones sociales y comunitarias que se encuentran inscritas en la red de miembros aliados y son estas quienes de manera directa generan el beneficio para poblaciones vulnerables, ya sea mediante la entrega de alimentos y productos de primera necesidad o en un programa de alimentación, bajo la modalidad de platos de comida servidos. Asimismo, el Banco de Alimentos se nutre de las donaciones que realizan instituciones, empresas y personas en productos, aportes económicos y horas de voluntariado.

El impacto que genera la labor del Banco de Alimentos de Costa Rica en la sociedad costarricense, depende en gran medida del trabajo conjunto con sus aliados estratégicos que se suman a la lucha contra el hambre. En estos 10 años más de 190 empresas y 83.000 voluntarios se han sumado a la causa, trabajan de forma incansable para asegurar alimentos y artículos de primera necesidad a más de 15.000 niños, 7.000 familias y 2.000 adultos mayores, beneficiados anualmente.

Further Reading
Old Navy apertura tienda en El Salvador

Sin embargo, el Banco de Alimentos aún tiene el reto de lograr una Costa Rica sin hambre, por lo que invita a las personas empresas y organizaciones a sumarse para poder llegar a más personas, nuevos cantones y más organizaciones sociales y comunitarias.

Fuente. Periódico Digital Centroamericano y del Caribe

Irtra
CMI

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Scroll to top
Close