El MUSEO UNIS Rozas-Botrán -MURB – celebra el 25 aniversario de la UNIS con una noche de museo

Ha pasado un cuarto de siglo desde que la Universidad del Istmo (UNIS) abrió sus puertas para recibir a los estudiantes que ahora son profesionales exitosos en el país o están en camino hacia ello. En estas fechas el Museo UNIS Rozas-Botrán (MURB) organizó una noche de museo, donde el arte, la belleza y la academia convivieron para unirse a la celebración.

La UNIS recibe a diario a cientos de jóvenes que acuden a las aulas para tomar clases, platican de camino a la cafetería o corren a imprimir un trabajo. Aun así, sus paredes no están solas y en los pasillos alguien más espera: la museografía seleccionada año con año por el MURB.

Hasta 2019, el MURB celebraba cada año su noche de museo, pero durante 2020 y 2021 se suspendió a causa de la pandemia. El 1 de septiembre de 2022 regresó y giró en torno a conmemorar los 25 años de la UNIS a través de un recorrido por los tres edificios, donde se apreciaron obras de artistas nacionales e internacionales, cuyo proceso de obtención y curación fue cuidadoso para llegar hasta allí.

Hubo dos recorridos, a los cuales asistieron más de 400 personas. Varias de ellas pertenecen a la comunidad UNIS, entre alumnos, alumni, personal administrativo, profesores, donantes, entre otros, pero también asistieron médicos de otras instituciones cuya pasión es el arte, el ministro de Cultura y Deportes, decanos de la Universidad de San Carlos, entre otras personalidades.

Los guías fueron el licenciado José Rozas-Botrán (presidente de la Fundación Rozas-Botrán), la licenciada María de Botrán (directora organizacional de la Fundación), la licenciada Thelma Castillo (directora de comunicación de la Fundación) y el licenciado Aldo Bianchi (director del MURB). Durante las visitas detallaron las obras, hablaron sobre la historia detrás de ellas y sus autores.

De hecho, también llegaron artistas como Arturo Solís, Ada Colocho, Jorge Hasse, Cristina Thomae, entre otros. “Ellos convivieron con los estudiantes, profesores, alumni y ese es uno de los beneficios del evento, porque se creó un espacio sano donde personas de distintas disciplinas y contextos crearon nexos”, sostiene el licenciado Bianchi.

De acuerdo con la licenciada Ana Lucía Méndez, subdirectora del MURB, la noche de museo se organizó con tres meses de anticipación. “El 25 aniversario de la UNIS significó también una oportunidad para mostrar todo el potencial de nuestra museografía y crear una atmósfera de convivencia con el arte. Incluso implicó una mayor aproximación al grabado, que formará parte del museo pronto”, agregó.

Tal y como explicó la subdirectora, también se premió a Domingo Gorriz, ganador del certamen de grabado cuyo tema principal fue la paz y la tolerancia. Esta disciplina no ha sido parte del MURB hasta ahora, pero en 2023 se integrará a la museografía y la obra de este artista se quedará en el campus para exponerla.

Los asistentes también se engalanaron para el concierto de cuerdas en el auditorio Antonio Rodríguez Pedrazuela, a cargo del Sistema de Orquestas de Guatemala. El objetivo del mismo fue difundir cómo a través de la práctica musical, los intérpretes pueden ser más conscientes de sí mismos y de su relación con el entorno.

La noche acabó con un cóctel en el que personal, estudiantes, alumni y todos los invitados celebraron el aniversario de la UNIS. Por último, brindaron por los primeros 25 años de la universidad y por los muchos que están por venir.

Fuente. Periódico Digital Centroamericano y del Caribe

CMI
Irtra

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Scroll to top
Close