Variedad de formas para un sinfín de recetas llenas de sabor

La pasta es uno de los alimentos más queridos por las personas por su versatilidad y deliciosa combinación con un sinfín de ingredientes, creando una inmensa variedad de platillos. Desde espagueti hasta los canelones, el mundo de la pasta ofrece, además, una variedad de formas que permiten experimentar en la cocina y sorprender a familiares y amigos con una receta distinta cada día. 

La pasta es un alimento familiar, perfecta para realizar distintas combinaciones y experimentar en la cocina. Conoce algunas de sus diferentes presentaciones y sus principales características:

•Espagueti: Una de las pastas más populares, alargada y redondeada que se puede combinar de muchas maneras. Para su preparación se necesita, más o menos, un litro de agua por cada 100 gramos y sal. Se introducen al agua de la cacerola una vez que esté hirviendo y se dejan cocer por aproximadamente 10 minutos, o hasta que esté “al dente”.

•Corbatón: Se puede incluir entre las pastas cortas y tiene una división en la parte central de la superficie, lo que le da el aspecto de lazo o pajarita, y sus extremos están cortados en puntas irregulares. Es ideal para comerla con queso rallado, con salsa de tomate o para hacer ensaladas de verano.

•Pluma: Tiene forma de tubo corto que la caracteriza. Se puede acompañar con distintas salsas, como la boloñesa, la carbonara o con crema. En temporadas especiales en Guatemala, se pueden combinar con otros ingredientes, como loroco.

•Tornillo: Se trata de una pasta corta y helicoidal, con forma de espiral y de 4 cm de superficie. Recomendada para preparaciones de acompañamientos como ensaladas frías o calientes, así como en platos fuertes con una exquisita salsa con proteínas y verduras.

•Caracol: Una pasta creativa. Su forma de caracol permite que las salsas se adhieran mejor y tengan un sabor más fuerte. También se conoce en una variedad pequeña, llamada caracolito.

•Codo: Esta pasta tiene una forma de tubo curvado o semicircular, se encuentra también en una versión mediana. Se puede hacer en platos salteados con queso y mantequilla, aunque también son muy usados en sopas.

•Linguini: Originaria de la región italiana de Liguria es un tipo de pasta aplastada similar al espagueti. Se emplea especialmente para recetas a base de pescado o mariscos. Por su forma, se adaptan a cualquier tipo de salsa.

•Lasaña: Es la pasta más conocida en forma de hoja o lámina. Se trata de láminas que generalmente van de manera intercalada con diferentes ingredientes: carnes, verduras, quesos.

•Cabello de Ángel: Es una pasta fina y delgada. Por su rápida cocción es muy recomendable si se cuenta con poco tiempo para preparar el almuerzo o cena. Resulta una pasta ideal para consomés y sopas.

•Chao Mein: Es un tipo de pasta alargada de origen chino, que se cuece salteada en sartén Wok o profundo. Las recetas más conocidas con Chao Mein son aquellas preparadas con cebolla, jengibre, aceite de sésamo, salsa de soja, todo esto sofrito y acompañado principalmente de una proteína, como puede ser pollo.

•Canelones: Es una pasta ancha de forma circular que se emplea a menudo en la cocina italiana para hacer platos con carne picada, pescado, verdura, requesón y espinacas. Se ha adaptado el nombre de Cannelloni, un diminutivo de canna que significa “caña” a esta pasta de origen italiano.

Con su campaña “Hagámoslo fácil”, Pasta Ina ofrece múltiples opciones a través de su plataforma digital, Cocinaconina.com para las personas que buscan experimentar en la cocina con recetas fáciles y prácticas de hacer, que les permitan encontrar soluciones convenientes para llenar su vida de momentos únicos y memorables.

Fuente. Periódico Digital Centroamericano y del Caribe

Renace

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll to top
Close