Jamaica insiste en reparación por esclavitud en visita de duques de Cambridge

Caribe. Los duques de Cambridge, Guillermo y Catalina, continúan este miércoles su visita a Jamaica, jornada en la que representantes del Gobierno aprovecharon la presencia de los miembros de la Familia real británica para insistir en las reparaciones por la esclavitud.

Guillermo y Catalina visitaron este miércoles en Saint Andrew, localidad vecina a Kingston, la escuela Shortwood, donde fueron recibidos por Claudette Barrett, directora de la institución, y la secretaria del Ministerio de Educación de Jamaica, Maureen Dwyer.

La prensa local destacó la elegancia de la duquesa para esta visita, para la que escogió un traje blanco con toques anaranjados, mientras que el príncipe William optó por camisa y pantalón azul.

Al margen de la agenda de los duques de Cambridge para hoy, la visita a Jamaica de Guillermo y Catalina ha provocado malestar entre algunos habitantes del país caribeño, que exigen una disculpa y reparación de daños por la esclavitud a la que fueron sometidos como colonia bajo la monarquía británica.

GOBIERNO ENFOCADO EN REPARACIONES

La ministra de Cultura, Género y Entretenimiento de Jamaica, Olivia Grange, dijo que a pesar de la visita de los duques de Cambridge a Jamaica el gobierno sigue enfocado en lograr reparaciones para la nación caribeña.

Grange, en declaraciones a la prensa, dijo que la visita de los duques de Cambridge a Jamaica no cambiará el enfoque de su país sobre las injusticias cometidas contra sus antepasados.

«Son nuestros huéspedes y los haremos sentir como en casa, pero no nos va a quitar el enfoque de las injusticias contra nuestros antepasados. Buscamos reparaciones y estamos enfocados en lograrlo», subrayó Grange.

El príncipe Guillermo y su esposa Catalina visitaron Trenchtown, el barrio de Kingston donde nació la leyenda del reggae Bob Marley, poco después de aterrizar en Jamaica el martes, donde llevarán a cabo un visita de tres días a la isla como parte de una más amplia a la región del Caribe que coincide con el 70 aniversario de la coronación de la reina Isabel II.

APLAUSOS PARA GUILLERMO

Durante la visita a Trench Town el mayor aplauso fue para el futuro rey de Inglaterra cuando acudió a un campo de fútbol comunitario junto a Raheem Sterling, jugador del Manchester City nacido en Jamaica, y Leon Bailey, del Aston Villa, ambos equipos de la principal competición del país europeo.

Horas antes, decenas de personas se reunieron frente a la Alta Comisión Británica en Kingston para cantar canciones tradicionales mientras mostraban pancartas en las que se instaba a Gran Bretaña a disculparse por la esclavitud.

«Hay errores históricos y deben abordarse», dijo Rosalea Hamilton, una de las organizadores de la manifestación en la que se leyeron 60 motivos para solicitar las reparaciones.

Las visitas reales a las naciones caribeñas se consideran un esfuerzo de Londres por convencer a otras excolonias británicas, incluidas Belice y las Bahamas, para permanecer como territorios bajo la monarquía británica en medio de un creciente movimiento regional hacia el republicanismo.

CONTRA ROMPER LAZOS CON LA MONARQUÍA

La activista política Karen Cross se encuentra entre las personas que se han manifestado en contra de que Jamaica rompa los lazos con la monarquía británica.

Cross esgrimió que tanto la realeza como el Reino Unido, se quiera o no, son parte de la cultura de Jamaica.

La visita de los duques a Belice es la primera de un miembro de la familia real británica desde 2012, cuando el príncipe Enrique viajó al país como parte del Jubileo de plata de Isabel II.

Además de Belice y Jamaica, los duques visitarán también las Bahamas durante otros tres días.

Belice, Jamaica y Bahamas fueron en el pasado colonias británicas y, aunque se independizaron hace décadas, Isabel II sigue ostentando la jefatura de Estado.

Fuente: EFE.

CMI

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Scroll to top
Close