Banco Central de Nicaragua presenta balance económico de 2020 y perspectivas en 2021

Nicaragua. El Banco Central de Nicaragua (BCN) presentó este miércoles un informe sobre el Estado de la Economía y las perspectivas en 2021, año que refleja un pronóstico favorable tomando como referencia los primeros meses del año.

A pesar de los embates de los huracanes ETA e IOTA y las afectaciones causadas por la Covid-19, las autoridades implementaron una serie de medidas para preservar la estabilidad macroeconómica y atender las necesidades inmediatas.

En esa línea, el presidente del BCN, Ovidio Reyes, afirmó que “por el lado de la política fiscal, se destinaron recursos para atender el mayor gasto en salud y en atención a los desastres naturales”.

Asimismo, indicó que “se mantuvieron los programas sociales y de inversión pública, a la vez que se salvaguardó la estabilidad laboral de los empleos públicos”, lo cual resultó positivo para todas las familias.

El Banco Central también adoptó otras medidas para apoyar la recuperación de la economía, favoreciendo la liquidez y el flujo de créditos.

Esto permitió que el 2020 cerrara con la contracción del Producto Interno Bruto de un dos por ciento, cuando en el 2019 fue de menos 3.7 por ciento, lo que incidió en una recuperación del mercado laboral a partir del segundo semestre del año.

De igual manera, entre agosto de 2020 y febrero de 2021, la afiliación al INSS creció en 51 mil 921 asegurados y a ese entorno favorable se sumó la baja en los precios domésticos de los alimentos, ocasionada por la reducción de la demanda mundial. Es así que el 2020 cerró con una inflación de 2.93 por ciento%, menor que la de 2019 cuando fue de 6.13 por ciento.

“Las finanzas públicas mostraron un manejo prudente en un contexto de menor recaudación y mayores presiones de gastos, principalmente de salud, para hacer frente a la pandemia y al gasto de emergencia para atender a los damnificados de los huracanes”, detalló Reyes.

En cuanto al sector externo, se observó un desempeño mixto, lo que favoreció el tema de las exportaciones e importaciones.

“Las exportaciones de mercancías crecieron 5.8 por ciento interanual en 2020, mientras que las importaciones de mercancías FOB tuvieron un crecimiento moderado de 1.4 por ciento”, compartió el funcionario.

En tanto, las variables monetarias continúan presentando un desempeño positivo, generando espacios para apoyar la recuperación económica. Inclusive, las Reservas Internacionales Brutas crecieron hasta alcanzar los tres mil 276.7 millones de dólares. Además la intermediación financiera mantiene un proceso de estabilización.

“Así la actividad financiera a febrero reflejó un aumento de dos dígitos en los depósitos (14.4 por ciento) y menores tasas de reducción del crédito bancario de menos 3.5 por ciento interanual”, destacó el presidente del BCN.

Sobre el actual año, el titular destacó que se esperan resultados positivos en las principales variables macroeconómicas, si se tiene en cuenta la trayectoria de recuperación al cierre de 2020.

“Se proyecta que la economía nicaragüense, después de 3 años de tasas negativas de crecimiento, retorne a la senda de crecimiento positivo en 2021 con una tasa de crecimiento de entre 2.5 por ciento y 3.5 por ciento”, explicó.

También se espera que las variables del sector externo continúen desarrollándose de forma dinámica producto del crecimiento en las economías de los principales socios comerciales del país.

“Destaca la reactivación del crédito a los sectores productivos. Para 2021 se proyectan niveles de Reservas Internacionales Brutas superiores a los tres mil 200 millones de dólares”, puntualizó.

Reyes afirmó que para 2021 se proyecta una recuperación del mercado laboral y una inflación entre 3.5 a 4.5 por ciento.

Fuente: La Voz del Sandinismo.

Renace

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll to top
Close